Información para - Programas De Reingreso

Información para
Programas De Reingreso

2.7 Millones De Niños Menores De 18 Años Tienen A Uno De Los Padres Encarcelado

Los niños que tienen a uno de los padres encarcelado tienen un mayor riesgo de experimentar dificultades materiales e inestabilidades familiares - Bendheim-Thoman Center for Research on Child Wellbeing, Universidad de Princeton

Cuando el gran público piensa en la encarcelación, lo que generalmente viene a la mente son instalaciones sobrepobladas y paredes altas con alambre de púas. La gente también se imagina una población masculina de reclusos llenos de tatuajes. Lo que pocos ven es la imagen de padres encarcelados.

Cuando un padre va a la cárcel las consecuencias para la familia son devastadoras; sobre todo para los niños. Puede que sea la primera vez que el padre está lejos de sus hijos. Van a ocurrir muchos cambios ya que todo el mundo involucrado tiene que acostumbrarse a la idea que uno de los padres está encarcelado. El hecho de estar en la cárcel NO significa que ha perdido su derecho a tomar decisiones acerca de la crianza de sus hijos, o que su relación con sus hijos se volvió menos importante.

OnlineParentingProgram.com es un programa basado en las habilidades para los padres encarcelados. Estas clases ayudan a los padres a tomar las mejores decisiones por el bien de sus hijos y de la familia, y aumentan sus oportunidades de mantener el contacto con los hijos mientras están en la cárcel. Las clases están diseñadas para establecer expectativas realistas acerca de a qué tienen que hacer frente el padre encarcelado y su familia, y también para ofrecerle apoyo después de salir de la cárcel.

Oportunidades De Reingreso Para Las Personas Que Fueron Encarceladas

OnlineParentingPrograms.com en asociación con Creative Response to Conflict ha elaborado clases en línea para instruir a la población encarcelada y proporcionarle los conocimientos básicos para integrarse en la sociedad después de salir de la cárcel. Revisa Nuestras Clases

Datos Sobre ... Encarcelación

  • Más de uno de cada 100 adultos de Estados Unidos están encarcelados.
  • Hay una repercusión dispar en las familias de color, los niños afroamericanos tienen 9 veces más probabilidades y los niños hispanos tienen 3 veces más probabilidades que los niños blancos de tener a uno de los padres en la prisión.
  • Entre 1995 y 2005, el número de mujeres encarceladas ha aumentado un 57% y el 75% de las mujeres encarceladas tienen hijos.
  • El 63% de los reclusos de las prisiones federales y el 55% de los reclusos de las prisiones estatales tienen hijos menores de 18 años.
  • El 46% de todos los padres encarcelados vivieron al menos con uno de sus hijos menores, antes de ir a la cárcel.
  • La edad media de los niños que tienen a uno de los padres encarcelado es de 8 años y el 22% de los niños son menores de 5 años.
  • ¿Influye en los niños y en las familias dejados atrás?
  • La encarcelación de uno de los padres suele tener como resultado: inestabilidad financiera, dificultades materiales, inestabilidad en la estructura y en las relaciones familiares ,movilidad residencial, conducta en la escuela, problemas de rendimiento y vergüenza, estigma social e institucional.
  • Las pruebas respaldan que mantener el contacto con el padre encarcelado mejora la reacción emocional de los niños ante la encarcelación y apoya el apego padre/madre-hijo.
  • Muchos programas y servicios para niños cuyos padres están encarcelados prometen que van a satisfacer algunas de las necesidades de los hijos.
  • ¿Influye en el ingreso en un hogar de guarda de los niños/jóvenes?
  • El 10% de las madres encarceladas tienen a uno de los hijos en un hogar de guarda, el 85% de esos niños fueron colocados en hogares de guarda antes del primer periodo de encarcelación de la madre. La estadía promedio en el primer hogar de guarda de un niño con una madre encarcelada es de 3,9 años. Esos niños tienen menos probabilidades de reunificarse con los padres, ser adoptados, estar bajo tutela subvencionada, llevar una vida independiente o ir por otros medios.
  • La reunificación ocurre en el 21% de los casos de los niños que tienen padres encarcelados y en el 40% de los casos de los demás niños.

Para Tu Información

  • La educación correccional es un componente fundamental de los programas de rehabilitación proporcionados en los establecimientos penitenciarios para jóvenes, en la mayoría de las prisiones estadounidenses y en muchas cárceles y centros de detención.
  • Las poblaciones de los establecimientos penitenciarios están sobrerrepresentadas por individuos que tienen un nivel educativo por debajo de la media, la educación entre las rejas, le da una oportunidad a la persona encarcelada de prepararse para cuando salga de la cárcel. Una gran variedad de entidades operan en las instituciones correccionales de los Estados Unidos, y una gran variedad de organizaciones son proveedores de programas educacionales.
  • Varios programas federales de educación han apoyado la educación en las prisiones estatales y locales; y en 1991 fue creada una Oficina de Educación Correcciònal por Carl D. Perkins Vocational y La Ley Para Las Tecnologías Aplicadas En La Educación para coordinar y mejorar esos esfuerzos de apoyar las oportunidades educacionales en los entornos correccionales.
  • La función de OCE reside en este momento en la Oficina de Formación Profesional y Educación de Adultos (OVAE), División de Educación y Alfabetización de los Adultos. (DAEL). Aunque la OCE tiene un papel de coordinación único en la educación correccional, otras unidades administrativas del Ministerio de Educación, apoyan y supervisan programas específicos con sede en los establecimientos correccionales.

Recursos Para El Reingreso

Las investigaciones sobre la educación correccional garantizan que las prácticas actuales son efectivas y que los nuevos descubrimientos y nuevas tecnologías están implementadas en la educación correccional.


Derechos de autor © 2008 Annie E. Casey Foundation. Todos los derechos reservados.

Protégete a ti y a tus hijos de la violencia doméstica.
LLAMA AL 911 para recibir ayuda inmediata,
o a tu servicio de emergencia local.